Menú Cerrar

Qué es ser Scout

El Movimiento Scout nació en Inglaterra en 1907 gracias a Lord Robert Baden Powell, héroe de guerra británico que logró imaginar un método educativo para los jóvenes de su época. Con asombrosa velocidad, esa experiencia se extendió a todo el mundo y fue evolucionando para adecuarse a los desafíos de los tiempos y las características de las distintas sociedades.

¿Cuántos somos?

Actualmente el Movimiento Scout está presente en 200 países o territorios y cuenta con 20 millones de miembros, constituyendo así la mayor organización juvenil voluntaria del mundo.

Edades de los niños

Nuestro movimiento scout está integrado por gente de todas las edades a partir de los 7 años. Cada Grupo Scout se divide en cuatro secciones, según las edades:

  • Manada: de 7 a 9 años (2009-2007) forman la Manada Menhir.
  • Tropa: de 10 a 12 años (2006-2004) forman la Tropa Ashanti.
  • Pioneros: de 13 a 16 años (2003-2001) forman la Posta Pawnee.
  • Rutas: de 17 a 19 años (2000-1999) forman el Clan Altaïr.

Además, cada sección está integrada por algunos scouters o educadores. Todos los educadores del Grupo forman el ‘Kraal’.

Método scout

La acción educativa de nuestro movimiento se lleva a cabo con un método educativo que nos es propio: El Método scout.

Este método se basa en 6 pilares fundamentales:

  • Educación a través de la acción: todas nuestras actividades parten de los intereses de los Lobatos, Tropa, Pioneros y Rutas. No son los scouters los que piensan todo. Se busca que cada Rama piense que actividad realizar y se organice para llevarla adelante.
  • Vida comunitaria: la idea es vivir la aventura scout en pequeños equipos. Así, aprenderemos a vivir en una sociedad donde cada integrante tiene una responsabilidad y donde todo se comparte. Es aprender a aceptar al otro, dejarse cuestionar por él y crecer en comunidad.
  • Adhesión a una Ley y una Promesa: en nuestra Ley Scout, se expresa en una forma muy sencilla como queremos ser, hacia donde queremos llegar. Cada uno irá descubriendo y haciendo propios esos valores. La Promesa es la adhesión personal, libre y voluntaria de cada uno al estilo de vida que propone el escultismo.
  • Progresión personal: es una invitación a que cada uno se haga responsable de su propio desarrollo. Todas las actividades que realizamos invitan a cada uno a proponerse metas y compromisos y a hacer todo lo posible por cumplir con ellos.
  • Contacto con la naturaleza: la naturaleza es el mejor lugar para las actividades scouts. En pleno contacto con ella aprendemos a transformarla y a respetarla, nos ofrece un ámbito para encontrarnos con nosotros mismos y con la trascendencia.
  • Acción educativa de los adultos: el método scout sólo es posible si existen adultos responsables de ponerlo en práctica. Los educares scouts son voluntarios responsables de generar los espacios para vivir los valores que propone el movimiento y ser testimonio del escultismo.

Queremos cambiar. Cambiarnos a nosotros mismos y poder cambiar nuestra sociedad, el mundo que nos rodea.

La ley scout

  • La ley scout
  • El scout es digno de confianza.
  • El scout es responsable con lo que se compromete y consecuente con lo que piensa.
  • El scout es constructor de un mundo más pefecto.
  • El scout es solidario con los hombres más necesitados y se compromete con ellos.
  • El scout respeta profundamente a las personas que comparten con él el mundo.
  • El scout ve en la naturaleza la obra de Dios y la protege.
  • El scout no hace las cosas a medias.
  • El scout supera las dificultades con alegría.
  • El scout es económico, trabajador y cuidadoso.
  • El scout es sano.

Aspiramos a una persona…

  • que conozca su cuerpo, que asuma su cuota de responsabilidad personal su crecimiento y funcionamiento, reconociéndolo con la trascendencia y como vínculo fundamental con el resto de la naturaleza.
  • creativa, que procure conocer y transformar el mundo, trabajar con el lenguaje, con el propio cuerpo, con la imaginación, con la inteligencia, con la curiosidad y con la audacia de hacer preguntas difíciles, trabajar y producir con lo que se tiene antes que lamentarse por lo que falta.
  • que busque en comunidad el sentido de su vida. Para ello debe abrirse a lo trascendente, a lo que le da la esperanza de que es posible y tiene sentido apostar y jugarse hasta las últimas consecuencias por lo que se eligió.
  • con carácter, que busque la felicidad, aceptándose a sí mismo, superando sus limitaciones, siendo optimistas y reconociendo lo importante y lo esencial frente a lo pasajero, lo accesorio. Capaz de comprender “…que si desean tener éxito, si desean ser felices, son ustedes mismos los que tienen que ganarla para ustedes. Nadie más puede hacerlo por ustedes… remen su propia canoa…”.
  • sociable, capaz, de transformar en comunidades los grupos y los espacios donde viven. Querer transformar la sociedad lleva a que el individuo se sienta constructor, protagonista de los cambios y no un simple observador.
  • afectiva, capaz de amar, de entregarse. Estro exige liberarse y acompañar al prójimo en su liberación y caminar juntos. Auténtica, respetuosa de su propia afectividad y la de su prójimo, que goce de sus emociones y viva la sexualidad en forma plena, placentera y responsable.

y a un mundo…

  • libre, donde hombres y mujeres sean protagonistas de su construcción, de acuerdo a un proyecto comunitario.
  • en que sus estructuras estén al servicio de las personas, solidario con sus integrantes, comprometido con la democracia, defensor de los derechos humanos, donde juntos nos integremos a su desarrollo estructurando su base en la justicia, promotor de la paz, que valore el trabajo y a los trabajadores.
  • que construye su base en la familia y el amor al prójimo, brindando iguales oportunidades a hombres y mujeres, favoreciendo a los más débiles y desprotegidos, y que alegre comparte con ellos.
  • creativo, responsable de su historia, que busca la felicidad del hombre.
  • que se autodefina mediante la trascendencia, en convivencia y respeto con el mundo natural, y que respetuoso de las opciones religiosas de cada uno, promueva su libre expresión.